sábado, 11 de junio de 2016

Apología del Paganismo por Quintus Aucler, después de su muerte (*)

                                                                                   
            


                                                
La belleza del Paganismo inspira a Claudio Monteverdi en una del las mejores óperas que se han creado. (presionar subtítulos en español)

(*)De la pluma y la inspiración del genial Giovanni Papini en su obra Juicio Universal, página 163.
Estos párrafos no se encuentran el la red hasta el día de hoy, que yo los transcribo en este blog.
            Gabriel André Auclerc nació en Argenton, aproximadamente en el 1750, cambió su nombre por el de Quintus Nantius, siendo más conocido por el de Quintus Aucler, tuvo una muy buena educación clásica. Culpaba al Cristianismo de la fatalidad de Europa, era un firme partidario de  implantar el Paganismo durante la Revolución Francesa. Tuvo muy pocos seguidores, murió en junio de 1810.
                                                                   

                                                                                      Ángel
En tu tiempo la locura de los hombres trataba de destruir todo lo antiguo y hacer todo lo nuevo. Tu locura fue al revés, pero casi más grande. Soñaste con resucitar una religión hundida desde hace quince siglos y condenada por las mejores conciencias del género humano. ¿Cómo te salvarán ahora tus dioses?

                                                                                Quintus Aucler
Es demasiado fácil escarnecer a un vencido antes de haberle escuchado.
             Y te diré que si el retorno propuesto por mí a los hombres hubiese sido verdadera locura me hubieran seguido, no hubiera permanecido solo. Mi voz era de sabiduría,y, por eso, no fue escuchada.
              La revolución había decapitado a la monarquía; la filosofía había desplazado al Cristianismo. Pero ni el culto robusto de la Diosa Razón ni el seco Deísmo podían caldear y confortar las almas. La religión dominante era una encina deshojada, podrida y hueca, las religiones nuevas, esquejes sin raíz plantados en la arena. Y, sin embargo, era necesaria una religión para los más, no una religión abstracta, sino capaz, con sus ritos y con sus mitos, de agradar a los ojos y de saciar la fantasía.
              El partido más razonable me pareció el de remontarme más allá de los negros siglos cristianos, hasta la serena luz de la Paganía. El Cristianismo había sido para los pueblos una senil seducción, edad de ceguera, de traición, de decaimiento. La fortuna del Cristianismo fue debida a los bárbaros, a los esclavos, a los  pueblos oprimidos y cansados. Su triunfo fue obra, en definitiva, de razas y de clases inferiores. Otros misterios y no sólo el Cristianismo, prometían la resurrección y la inmortalidad de la persona, pero únicamente el Cristianismo hacía esperar, con su teoría del perdón y del amor, la impunidad de las culpas.
               Si la misericordia del Padre es infinita, si la sangre del Hijo es Gracia para todos los pecadores, si basta un simple impulso de arrepentimiento, aún a última hora, para obtener la salvación, no había otra religión que pudiera ser más acepta que la cristiana para todos los que acostumbran o desean cometer delitos, cuales eran precisamente las hordas de los bárbaros feroces y las manadas de plebeyos y amargados.
               Y fueron estos naturales enemigos de la antigua civilización, estos violentos groseros, ricos sólo de avaricia y de rencor, los que dieron el triunfo al Cristianismo. Un emperador de bárbaro linaje lo declaró legítimo; otro emperador de de estirpe bárbara proscribió y persiguió los últimos paganos. El temor, la ignorancia, la charlatanería, hicieron todo lo demás, y la perfecta y luminosa religión que el mundo había visto fue sepultada y calumniada como superstición diabólica.
                Yo reconocía la sublimidad de algunas enseñanzas de Jesús, pero era fácil demostrar que los más justos preceptos de su doctrina se encontraban ya en los más elevados espíritus paganos que vivieron antes que Él. No había vencido por ellos, sino únicamente por la facilidad ofrecida de borrar todo pecado  y de reducir toda expiación. El ladrón, el homicida, adúltero, podían vivir ya tranquilos: una breve confesión, una pequeña oferta, una ligera penitencia, una palabra de arrepentimiento, alguna oración y podían volver a comenzar desde el principio, y luego seguir hasta la víspera de la agonía. Si el amor de Dios no tiene límites, si Cristo ama con predilección y protege a los pecadores, ya no era necesario abstenerse del mal.  El hombre podía hacer, por fin, su placer en la tierra y conquistar la eterna felicidad.
                  Bien diverso y muy superior el Paganismo, mucho más humano y sabio en cada uno de sus aspectos. Porque yo no trataba de restaurar el corrompido y grosero paganismo de la gusanera ciudadana y cosmopolita, sino el Paganismo radiante y puro que tenía su teología en los Misterios y su moral en los Estoicos. eL Paganismo no rechaza ningún elemento de la naturaleza humana, ninguna forma justa de la vida, ningún ideal de una plena civilización. Era la religión hecha a medida del hombre, creada para todos los hombres, donde cada uno era guiado por su particular divinidad, protegido por su numen. Al soldado no se le imponía el culto de Atenas, ni al sabio la adoración de Marte.  Afrodita consolaba a la juventud, Jupiter fortificaba la virilidad. Cada hogar tenía su dios doméstico; cada arte su musa; cada antro su sibila; cada selva, su ninfa; cada hombre su genio tutelar.
                El politeísmo no era una necia fábula, sino necesidad razonable. Correspondía en lenguaje poético, a la nativa y natural pluralidad de las inclinaciones, de las pasiones, de las aspiraciones del hombre.   Un Dios único, que condenaba como sospechosa y pecaminosa más de la mitad de la vida, no estaba hecho para nuestra especie, para la especie por él mismo creada.
                 Tan en verdad, que el politeísmo, por su naturaleza insuprimible, resurgió hipócritamente en el mismo Cristianismo en persona de la Virgen y de la Providencia, bajo los despojos de los santos más populares.
                 En los años que mi pueblo intentó a precio de sangre y de errores resucitar las austeras y libres, y justas repúblicas de la antigua Grecia y de la primera Roma, me pareció pues, llegado de sustituir una religión de bárbaros y de histéricos con la antiquísima fe de los sabios y de los poetas.
                  Los hombres que pasaban de antiguas a nuevas servidumbres y alucinaciones, no me escucharon. Reanudé, por mi cuenta, en mi casa las prácticas del culto pagano, pero nadie me siguió, nadie recogió mi llamada a la salud, a la razón, a la plenitud de la vida.
                  Por esta tentativa, infeliz más que estúpida, pagaré la pena sin lamentos, como conviene a un filósofo. Renegarlo ahora con palabras no me valdría la salvación ni pido piedad a quien tuve por enemigo. Me reconozco vencido, pero no quiero ser vil.



22 comentarios:

  1. Jeje, decididamente este es un ejemplo del lado bello del MAL: Eva no hubiera sido seducida por un torpe deforme. ¿No es bella también la manzana rebosante del veneno de la bella sierpe? Así pues, yo no necesito negar su belleza para diseccionar y demostrar su maldad, pues yo no carezco de habilidad en Cristo. Antes de nada, Pedro, te diré que te agradezco tu labor, pues no se puede vencer al enemigo que no se conoce, y además yo disfruto especialmente aplastando a aquellos que aparentemente son mucho más fuertes que yo, entiendo plenamente el éxtasis que David debió de sentir al decapitar al chuloputas de Goliat. La estrategia naásica de este maldito neorromano consiste en tratar de imponerme su victoria moral con un estilo pasivo-agresivo: ¡qué mala suerte ha tenido de dar con un brahmán como yo en lugar de un zafio chatria, a quién a buen seguro le hubiera colado su engañoso dardo! Al destruir esa última cuerda que impide ponerlo de rodillas de manera absoluta voy a disfrutar inmensamente (de hecho voy a ponerme un poco teatral, encarnando al Ángel), pues el cristianismo no tuvo la culpa de la “fatalidad de Europa” (la Loba ya llevaba unos cuantos siglos dedicándose a destruir y a plagiar descaradamente a pueblos mucho mejores que ella, así que habría que preguntarse si el cristianismo corrompió a Roma... o fue corrompido por ella: ¿no es la Loba una Ramera, y no dice el Evangelio que el que yace con una ramera se hace una sola carne con ella? Esto es una descripción precisa y profética de lo que fue el pacto niceno y sus consecuencias), y en cualquier caso un robolucionario partidario de imponer como buen tirano sus preferencias a base de guillotina no es quién para dar lecciones de “fatalidad” ni a un perro callejero. Que se abra el telón:

    -Yo no deseo escarnecerte, oh Quintus Ben Caín Ben Naas, antes de haberte escuchado sino después, pues soy más sabio que tú y conozco que una victoria solo es completa con la aniquilación absoluta del enemigo (además una victoria difícil es más estimulante), ¿para qué quiero vencerte por la fuerza, sino puedo quebrantar tu pedestal de pretenciosidad? No, yo te escucharé pacientemente, y cuando creas haber vencido te aplastaré como a un gusano, pues nada hay más placentero a un Ángel Vengador que quebrantar a los que se creen vencedores. No permitiré que mancilles el Sacrificio de Mi Señor al pretender comprar tu honra con tu sangre: antes tendrás que darme muerte si puedes, así seré yo, Aryan Ben Abel Ben Salim el que se honre con el glorioso martirio.
    -Tú voz no fue escuchada porque no hacías sino imitar a otros más sabios que tú cuya perfidia ya fue quebrantada, como Celso el Satánico, quién siendo varón completo fue refutado por el eunuco Orígenes, tal es la vanidad de tus démones que llamas “dioses”. Por otra parte, olvidas quién eres, acólito de Nerón como para dar lecciones de “locura”.
    -Has aprehendido muy bien las debilidades de tus cómplices ateos, pero no pienses que por ello ya has garantizado tu victoria contra Cristo: ¿no quebrantaremos tu Serpiente así como a su Bestia? ¿Crees que caeremos ante el Leviatán después de vencer al Behemot? ¡Necio engreído, antes de criticar a tus cómplices harías bien en examinarte a ti mismo, ahora desde el Hades tienes todo el Aion para reflexionar en tu desdicha!
    ...

    ResponderEliminar
  2. -¿Serena luz? ¡Embustero, di mejor Falsa Luz, como el fuego cuyo fulgor queda eclipsado por su negro humo y su insoportable ardor! Yo soy el que habla por la Luz Sin Sombra, así que difícilmente me alcanzarán tus hipócritas acusaciones de oscuridad. ¡Mal empiezas al asumir que el cristianismo se sujeta a la Fortuna o al Hado como vosotros los paganos, o en acusarnos de bárbaros siendo que vuestro nombre significa “rústicos”! ¿No se creerá el diabólico que todos son de su condición? Vana es la inmortalidad y la resurrección si no la precede la Misericordia de Cristo, ¿pues quién anhela ser inmortal y superar la materia solo para vivir un Aion de tormentos? Mejor es entonces el ateísmo y sencillamente desvanecerse en Nihil. Por eso todos tus misterios son vanos por incompletos. ¿Impunidad? ¡Vana acusación de Hesed contra Tiferet, torpe evocador del Qlifot!
    -Así como tu padre antes que tú no has comprendido la Gracia, y pretendes equipararnos a los tuyos al creer que toleramos la hipocresía tan estimada entre los paganos. ¿No dice la Biblia que no todo el que diga “Señor, Señor” entrará en el Reino de los Cielos? ¿A qué analfabetos pretender engañar entonces?
    -¿De veras crees que la civilización es solo Roma? Entonces eres un necio que confunde tiranía con civilización solo porque niega al Caos. Así como tu Loba se embriagó con la sangre de los santos, nosotros nos embriagamos con su sangre: no hicimos sino justicia, aunque tal vez tu complacencia en las bacanales te impidió comprender la amargura de los justos oprimidos por tus padres: no necesito calumniar a tu “luminosa” religión, ya el comportamiento de tus “dioses” es más elocuente que cualquier discurso que yo pudiera orquestar contra ellos.
    -Demuestra si puedes, y no acuses vanamente a Mi Dios de ser un plagiador de los tuyos, aunque tal vez es la envidia (junto a la lujuria la más baja de las faltas) de no ser capaz de limpiar los pecados lo que motiva tus capciosos embustes. ¿Eres acaso capaz de limpiar la Mácula de un alma, para conocer el grado de dificultad? Eres un falsario, pues no eres un ignorante para desconocer lo que dice la Escritura de los lobos vestidos de oveja.
    -¿Cómo va a ser “superior” el paganismo si es mucho más humano y se guía por la vanidad de este mundo? Al menos ten la vergüenza de no contradecirte en tu red de embustes. Hablas de corrupción, pero la Verdad es que el propio paganismo, con sus misterios falsos es per se una corrupción del cristianismo, pues Jesús ya fue antes que la Encarnación, y antes que el Edén: a lo sumo podrá ser más o menos corrupto, pero eso no hace una diferencia importante, y tal vez mucha de esa corrupción añadida que acusas se deba a la vanidad de tus “dioses”. Y sin embargo tú, un pagano niegas nuestra humanidad, y nuestra justicia y nuestro ideal, ¿con qué derecho nos acusas entonces de negarte a ti, Quintus el Fariseo? No dudo que tu religión fue hecha a medida del hombre y para todos los hombres, pero eso es justo lo que yo aborrezco puesto que prueba su origen en la criatura, no en Dios, ¿o no dijo Mi Señor que el Reino no es de este mundo? Oh no, solo se les imponía postrarse ante el ídolo viviente que era el emperador, y sacrificar a sus hijos ante ídolos inertes poseídos por démones. Nuestro martirio es una demostración de la clase de “libertad” que pregonas.
    ...

    ResponderEliminar
  3. -Ciertamente el politeísmo no es una fábula, tus “dioses” existen, el problema es que ni son “dioses” ni merecen adoración sino sufrir tu mismo quebrantamiento. No niego que el paganismo sea como anillo al dedo para lo natural, pero ocurre que yo abomino de lo natural, pues lo que realmente significa es mutable, corrupto, maculado. Pareces “olvidar” que en el Génesis no hay tal pluralidad ni esclavitud del Adam Kadmon a la naturaleza, así pues tu acusación es vana y solo puede ser creída por ignorantes o endemoniados como tú.
    - ¿Justas y libres? Supongo que el genocidio de castas enteras es tu ideal para estas cosas, lo cual, ya que te proclamas heraldo de Grecia (como si Atenas fuera la única polis, y no hubiera tiranías como Esparta) y de Roma (¿debería recordarte que deben sus bases a un pueblo ajeno, el etrusco, mucho mejores que tus bastardos lobeznos?), sirva esto como prueba de por qué la aniquilación del clasicismo fue justa y necesaria en su momento, aún si tuvo excesos, ya que a diferencia de ti yo reconozco el valor de la Misericordia. ¿Si tan sabio eres, como es que no puedes vencerme a pesar de tener las mismas armas, las palabras? Necio vanidoso.
    -¿Virgen, Providencia y santos? Sí, Ceres, Fortuna y númenes, pero “olvidas” que eso no ocurrió sino cuando los traicioneros herederos de Judas pactaron con uno de tus lobeznos y masacraron a sus hermanos fieles a Cristo a cambio de poder y dinero.
    -Bueno, tus cómplices mefistofélicos también tienen libre-albedrío de buscar su propio camino a Gehena. Aún así, supongo que te consolará saber que los hinduístas newagers han recogido tu patética llamada al pecado, la locura y la plenitud de la muerte eterna, aunque solo les ha sido posible invadir Occidente porque tus compinches saduceos les allanaron el camino destruyendo iglesias y masacrando sacerdotes.
    -¿Filósofo? Ya que has rechazado a Sofía, ciertamente es vano el título que te otorgas: agnóstico (ignorante) es más apto para ti. Qué seas vencido es secundario, una consecuencia de que eres vil, quieras o no. ¿No pides piedad ni suplicas? Mejor, así podré descargar mi espada ígnea de querubín con gozo: soy incapaz de aplastar a un suplicante humilde, pero es un éxtasis quebrantar a un rebelde vanidoso. Especialmente ahora que ya no quedan flechas en tu aljaba para retener siquiera un ápice de victoria: gracias por tirarme tu último dardo, pero fuiste estúpido al pensar que no fallarías contra mí. Cae en el Hades, prisión de tu amo, tal como es tu pena así como tu deseo: pero te advierto que tu vana resistencia se quebrantará ante la mordedura del fuego, pues hasta tu soberbio amo doblará la rodilla ante Mi Señor, tal como está Escrito.

    Saludos cordiales, Pedro, y disculpa por esta digresión, pero me conoces y al publicar este artículo sería impropio de mí no recoger el guante que arroja Aucler (reconozco su coherente al ponerse un nombre pagano, entre otras cosas porque un maldito no es digno de portar un nombre cristiano: de hecho si fuera por mí prohibiría que se dé un nombre sacro al niño si pasada la edad de responsabilidad prueba ser un malvado).

    ResponderEliminar
  4. Fueron muchos los nostálgicos que intentaron traer de nuevo al corazón de los hombres el paganismo. Agustín de Hipona se apresuró a escribir -La ciudad de Dios- en contrarréplica a las acusaciones multitudinarias que se hacían del abandono de los dioses tutelares a la ciudad de Roma y el cruel saqueo realizado por Alarico en agosto del 410. Del mundo pagano quedaba las ideas luminosas de los socráticos, el aristotelismo, el platonismo y el estoiscismo que los cristianos más inteligentes asimilaron para su teología y los misterios del aquel que denominaban El Ungido una mística secreta de salvación, nada que ver con el posterior desarrolo de un Cristianismo que los concilios venideros se encargaron dar forma a una espiritualidad enferma y deforme que daba escaso consuelo a los hombres y mujeres de Europa y sí mucho terror al porvenir postmorten que solían augurar de manera poco piadosa. Muchos de los primitivos cristianos eran conscientes gracias a las filosofías griegas, cómo alojar en su corazón a Cristo y confiar unos por la fe y otros por el conocimiento que la salvación puede venir por el perdón y gracias al sacrificio que realizo Cristo: y también algo muy importante del que muchos eran participes, que también pueden salvarse mediante una mística secreta, la gnosis, o conocimiento introspectivo de lo divino, que es un conocimiento superior a la fe. Los gnósticos neoplatónicos sabían que el espíritu era divino, incluyendo la parte espiritual del hombre (el alma) y que Cristo puede salvarte por La Gracia, pero que si el hombre quiere puede salvarse por sí mismo, por la superación y el esfuerzo, siendo el propio Cristo el que te revele la Verdad. Por otra parte, es la filosofía helena la que impregna el Cristianismo primitivo de la necesaria dualidad para comprender el mal. El Demiurgo es el opositor al Ungido, y al Ser Supremo del cual surgió convirtiéndose en un ser malvado, creando y ordenando la materia en una lucha constante entre el bien contra el mal, el espíritu contra el cuerpo y el alma, el espíritu contra la materia, el Cristo contra el Demiurgo etc. etc.
    Intentar traer a nuestros días el paganismo es desandar los pasos de la Historia. Sería conveniente leer a Hegel en su obra -La Filosofía de la Historia- para comprender este pensamiento absurdo. No veo al europeo actual sacrificando tórtolas o corderos en ofrenda a los dioses. El gnosticismo fue declarado herético en todas sus vertientes, ya fuesen el gnosticismo pagano o el gnosticismo cristiano primitivo, quiere esto decir que para algunos, y con todos los respetos, los Misterios de Cristo han asimilado en parte como herencia los antiguos Misterios de la Antigüedad pagana.
    Mister Windor


    ResponderEliminar
  5. Mister Windor, más que nostálgicos yo diría que muchos neopaganos tienen una visión ilusoria “romántica” de lo que realmente fue el paganismo y por eso, es para ellos muy fácil cargar todos los males de Occidente al cristianismo, ignorando todo principio de honradez y objetividad respecto a la Historia. Lo que dices me hace pensar si en realidad los neopaganos no tendrían que agradecer a los cristianos el haber purgado el paganismo clásico de sus facetas más mundanas y corruptas: realmente los cristianos pusieron el acento en destruir aquello que de por sí solo causaría náuseas a cualquier persona decente, como ídolos (las burlas bíblicas de la locura de quienes se humillan ante la obra de sus manos) e inmoralidad (pues la fornicación es un pecado contra uno mismo). En parte, la “luminosidad” de la idealización del paganismo es posible porque los cristianos limpiaron (tal vez con excesivo celo) toda la podredumbre que el paganismo engendró en su seno: de hecho, una de las razones por las que el sincretismo o la ausencia de una casta sacerdotal fuerte era habitual entre los paganos es porque no se tomaban muy en serio a sus “dioses”, incluso aunque los temieran al punto de matar a sus hijos sobre sus altares, no los consideraban realmente superiores en naturaleza moral a la de lo peor de la humanidad, tal como dijo Jenófanes. No es de extrañar que si bien Egipto nunca fue un poder militar competente, si fue una suerte de “papado” pagano de Occidente en la Antigüedad, así como que las más refinadas teologías como el orfismo bebieran de fuentes orientales, incluso para un pueblo de refinado pensamiento filosófico como el griego. Estoy bastante de acuerdo con tu análisis del cristianismo primitivo, aunque yo no creo que el cristianismo sea per se un discípulo del platonismo, sino que más bien las mentes elevadas llegan a conclusiones similares de forma independiente. Además, la dualidad es previa a los helenos, estando presente ya entre los persas, que desarrollaron una cultura exquisita por mucho que les pese a los fans de 300. No obstante, discrepo en el concepto habitualmente designado como “Demiurgo”, pues en realidad no se diferencia mucho del Satán bíblico y de la idea del Ángel Caído, solo que por su sabor heleno se presta más a interpretaciones antisemitas. La realidad es que monoteísmo y dualismo no son excluyentes, si se entiende que no es la omnipotencia sino la inmaculación inmutable (perfección) lo que define a Dios, por lo tanto la idea del Diablo como un canalizador del Caos (una suerte de Antidios amorfo) es factible como manera de encajar todas las piezas, de forma que aunque solo hay un Dios (monoteísmo) sí hay otra fuerza completamente ajena pre-Creación y capaz de oponérsele por medio de un canalizador (dualismo). Es cuestión de distinguir la esencia de los orígenes. Lo de la Materia es un rompecabezas cuya solución es la idea de que es el resultado de la descomposición del Éter/Quintaesencia en los 4 elementos físicos por la acción del Caos a través del Diablo: descomposición y putrefacción son sinónimos con connotaciones malignas. Así el Edén de Adán sería el plano etéreo, cuyo reflejo degradado es el plano físico actual. Por lo demás, solo puntualizaré que, objetivamente hablando, las acusaciones de herejía se fundamentaban más en intereses político-económicos que en verdades espirituales: el mismo Constantino era tremendamente torpe en cuestiones teológicas, y solo dio cuartel a parte del cristianismo por razones pragmáticas y mundanas, lo cual explica por qué eligió pactar con la secta nicena. Es cierto que la mayoría de “gnósticos” modernos han hecho suyas con necia vanidad la supuesta paganización que describieron sus enemigos romanizados (esto es importante porque la cultura romana no se caracterizó precisamente por su honradez y objetividad cuando escribían sobre sus enemigos), pero esto no quiere decir que fuera así realmente en el gnosticismo primigenio: yo suelo desconfiar de lo que diga un newager.
    Saludos

    ResponderEliminar
  6. Es cierto Aryan: los "dioses" existen, el único error está en su definición. No son dioses, pero sí la formación de mitos y de semidioses que esta mitología trajo al desarrollo del panteón griego, prácticamente de inspiración indoeuropea. Yo estoy inmensamente agradecido a las raíces griegas que forman mi manera de pensar y sentir. Ellos interpretan a la naturaleza de una manera espiritual especialmente culta. Creo yo, que no existe ningún pueblo que haya podido hacer lo mismo, ellos han estados siempre unidos por la cultura, y por eso mismo se distinguen de los demás, su situación en la historia es muy superior a los demás pueblos, precisamente por la inmensas habilidades espirituales, culturales y creativas que nos han transmitido, una forma de vida que se convierte en la mejor civilización de la historia. El Catolicismo tiene en cada imagen venerada su historia, su mito, leyenda y sus milagros particulares, esto es una herencia recibida por los griegos, la imaginación y la belleza van unidas en todo acto de creatividad y que se espiritualiza con el espíritu, (aunque suene a Pero Grullo, es así). Lo creado, ya sea en el campo del arte como en el físico, ellos tienen la capacidad de darle un valor espiritual muy elevado, y eso se puede aplicar a toda la genealogía de los dioses paganos, aunque muchos de ellos pertenezcan al inframundo o bajo astral. Esta es mi opinión.
    Saludos y gracias por vuestras opiniones.

    ResponderEliminar
  7. Hola Aryan. Siento discrepar contigo, aunque hay cosas que dices en la que estoy de acuerdo, tus opiniones de Roma no las comparto. Roma avanza hacia Occidente con la herencia griega. Recordemos que la tradición que duró siglos, y que consistía en importar miles de esclavos griegos a Roma, eran destinados a la educación de los hijos patricios y dirigentes de negocios y fábricas, la gran mayoría eran poetas y escritores, gente formada en los tradicionales gimnasios griegos. Es cierto que toda la cultura y espiritualidad romana es una copia de la griega. En el mundo griego la belleza tiene que ír unida a la ética esta premisa se dio hasta el final de sus decadencia; los romanos lo asumen pero lo contemplan como una dura disciplina que poco a poco la van abandonando en busca de la libertad abstracta, este es el germen de su decadencia, como dice Goethe de los romanos -al ser un pueblo basado en la acción, son incapaces de de gozarse en lo teórico, en el desarrollo individual abstracto y en una vida libre, sino en una vida sin vida- nuestra herencia es griega, romana y cristiana, siendo el Derecho Romano uno de los legados poèticos más vivos que los romanos nos han dejado, ese legado es lo que por ahora es el hueso más duro de roer del multiculturalismo y cosmopolitismo oriental que nos invade.
    Saludos, Mister Windor.

    ResponderEliminar
  8. Revisando unas respuestas sobre eugenesia y religiones que hice en un blog de filosofía muy interesante. Traigo parte de una de ellas, al considerar que se ajustan al artículo que he he abierto en mi propio blog. después de dar una breve opinión sobre eugenesia, continúo...
    La eugenesia aplicada en una ideología comunista estaría enfocada a hacer seres humanos comunistas perfeccionados en esa ideología, no olvidemos que el mayor logro y cota de perfección en la URSS era pertenecer al Partido Comunista, para la gente común entrar en el Partido era prácticamente imposible; solamente tenían asceso directo aquellos niños que delataban a sus padres como contra-revolucionarios, además un dato muy significativo de la importancia de la Religión como estamento organizado para poder manipular a la gente fue, que intentaron formar un engendro teológico marxista que denominaron el ateísmo religioso, es decir, una religión sin Dios. -Este nuevo hombre religioso es más religioso y entregado que el tradicional creyente-. Los objetos de adoración del nuevo sistema religioso eran, la humanidad y el cosmos, que señala a la gente el camino hacia una nueva vida. No tuvo éxito. 1º- Por los seguidores leninistas mas extremistas que veían reflejado lo que en su día expuso Lenin. Toda defensa o justificación de la idea de Dios, hasta la más refinada y bienintencionada, es una velada manifestación del espíritu reaccionario». 2º-Asentado el sistema bolchevique, contemplaban con estupor como los cementerios se poblaban cada vez más de cruces cristianas.
    Me acuerdo de los primeros positivistas franceses con August Comte a la cabeza, atacan a la religión y al fanatismo con las mismas estructuras sicológicas. Comte, hablaba pestes del fetichismo, siguió con el politeísmo y el monoteísmo para continuar con la religión; pasado unos años fundó su propia religión, llamándola Religión de la Humanidad, para seguidamente autoproclamarse Papa y formar una estructura jerarquizada en la que todos acaban sus discursos llamándose hermanos y hermanas. etc.etc.
    Hay mucho espabilado que se da cuenta que la religión puede ser un filón para manipular al personal y si son inteligentes y encima saben como funciona la mente no dudan en poner en marcha un plan para embaucar al ovejamatrix de turno. Durante la revolución francesa mientras se guillotinaba a 50000 personas, Robespierre que era el más despierto de esa cuadrilla de asesinos quiso restaurar la religión como pilar fundamental del Estado y de la moral, para lo que estableció, el culto al Ser Supremo, cuyo apogeo se celebraba el 8 de junio. No le dio tiempo al monstruo de establecer una moral que frenase el desenfreno y que terminó por devorarlos a ellos mismos.
    Personalmente, ante la madeja tan enmarañada en la que nos encontramos no creo que las soluciones globales sean las correctas, cada pueblo, raza y cultura tiene que regresar a sus orígenes y tradiciones, y tratar de solucionar sus problemas y si quieren aplicar métodos eugenésicos que lo hagan, pero siempre con arreglo a sus raíces, su cultura y su contexto geográfico.

    ResponderEliminar
  9. Nuestro deber como cristianos

    Debemos recordar las palabras de Pablo "Porque hay muchos charlatanes y engañadores rebeldes y vanos, especialmente los de la circuncisión, cuyo preciso tapar la boca; que trastornan casas enteras, enseñando lo que no conviene, por ganancia deshonesta" Titus. 1: 10-11

    Entonces Pablo le dijo a Tito para advertir a los cretenses en los versículos 13-16 "por tanto, repréndelos duramente, para que sean sanos en la fe, no atendiendo a fábulas judías y Comandments de los hombres que se apartan de la verdad Para los puros todo. las cosas son puras; mas para los corrompidos e incrédulos nada es puro a: pues hasta su mente y su conciencia están corrompidas Profesan conocer a Dios, pero con los hechos lo niegan, siendo abominables y rebeldes, en cuanto a toda buena obra. reprobados ".

    La Escritura nos advierte en contra de la formación de alianzas con los no creyentes de todo tipo "Mirad que nadie os engañe por medio de filosofías y huecas sutilezas, según las tradiciones de los hombres, conforme a los rudimentos del mundo, y no según Cristo." (Collosians. 02:08)

    Si bien sabemos que la victoria final está en las manos del Señor, hay acciones que debemos tomar: Porque la oscuridad no puede salir de donde prevalece la luz. Debemos enviar estos mensajes a nuestros hermanos y hermanas, porque se nos promete que su palabra no volverá vacía - que tendrá el efecto que se pretende - en su calendario no la nuestra.

    Nuestro mensaje no es para asustar a un punto de la parálisis y el miedo - por temor del Señor es el único temor que debemos tener. Nuestro mensaje a enviar y la acción que hay que tener asimismo se indica en II Cor. 6:14-17 "No os unáis en yugo desigual con los incrédulos; porque ¿qué compañerismo tiene la justicia con la injusticia ¿Y qué comunión la luz con las tinieblas Y qué concordia Cristo con Belial? ¿O qué parte el creyente con el incrédulo???? Por lo cual (es el mensaje que debemos actuar y enviar a los demás, que es una advertencia y por supuesto el cumplimiento de nuestra responsabilidad como vigilantes de los últimos días) Salid de en medio de ellos, y apartaos, dice el Señor ".
    Bernard

    ResponderEliminar
  10. Os pongo un razonamiento metafísico muy sencillo que esta calando mucho en la mente de la juventud americana. "Dios es lo lejano, Satanás es lo cercano y accesible"

    Creemos que Dios es sobrenatural, y por tanto, fuera de la esfera de lo físico. La perfección de Dios significa que no puede interactuar con el reino corpóreo imperfecto. Porque Dios no puede intervenir en el mundo material, Él creó a Satanás para presidir el universo como su apoderado. Satanás tiene la compasión y la sabiduría de un ángel. Aunque Satanás está subordinado a Dios, que es único conducto de la humanidad al dominio más allá de lo físico. Además, sólo Satanás puede escuchar nuestras oraciones y sólo Satanás puede responder. Mientras que Dios está más allá de la comprensión humana, Satanás desea ser conocido y cognoscible. Sólo de esta manera se logrará la justicia y la vida puede tener sentido.
    Bernard

    ResponderEliminar
  11. Pedro: creo que en la mitología (griega) hay 3 fuentes de “dioses”: divinización de conceptos, como Hypnos (Sueño), de ancestros como Iapetos (Jafet) y de ángeles caídos como Apolo (¿Helel?), en este últimos caso es curioso que las videntes se les llamase pitonisas, tal como en la Biblia se menciona el “espíritu de python” como aquella entidad que les da sus poderes. Yo reconozco a los griegos en lo que valieron, al menos fueron mucho mejores que los romanos cuya única belleza propia es su lengua (el latín es un idioma melodioso, como el griego o el finés). No obstante, creo que idealizas demasiado a la Hélade: no podemos olvidar que incluso Alejandro, considerado tan buen diplomático como conquistador destruyó innecesariamente Persépolis, solo para satisfacer el bajo instinto de rencor histórico hacia Persia que tenían los helenos. Tampoco podemos olvidar que los sabios griegos bebían de fuentes orientales en muchos casos y particularmente se veían a sí mismos como alumnos de Egipto, de hecho el propio alfabeto griego se lo debemos a los semitas fenicios, ya que los dorios destrozaron toda la cultura aquea (quienes a su vez habían aprendido la escritura de los cretenses, que no eran IE) sumiendo a Grecia en el analfabetismo por 400 años. Los jonios, tienes fundaron la polis más culta de la Hélade provenían de la costa occidental de Anatolia, mientras tanto, los Espartanos de pura sangre doria no hicieron sino establecer el precedente antiguo de Norkorea: entre otras cosas, al adoptar la táctica sumeria de la falange y llevar el colectivismo bélico a su máximo encarnaron el antagonismo del chatria primigenio heroico que Homero describió en dialecto jónico, y que fue tan estimado por los aqueos. Luego, hay cosas que me resultan repugnantes de los griegos, como su impudicia ante la desnudez, su tolerancia a la homosexualidad y su énfasis en la competición deportiva. En este sentido soy 100% oriental, chino o semita y me parece que mi ética es la más elevada y correcta en estos aspectos. Por todas estas razones no considero a los helenos los mejores sino tan solo uno de entre los mejores de la Historia, que no es lo mismo: ellos mismos se veían de una manera más similar a la mía (la idealización del clasicismo es un fenómeno muy posterior que requiere una perspectiva deformada), como prueba que la mayoría apoyaron a Persia en las Guerras Médicas, ya que reconocían en ese pueblo una cultura no solo compatible sino superior a la suya propia: y tan solo comparando el zoroastrismo con el paganismo, puedo decir que tenían razón al ejercer una sana autocrítica. Respecto al catolicismo, curiosamente fue un emperador católico quién proscribió los JJOO que se han convertido en un baluarte de la modernidad para permitir hacerse millonarios a una caterva de negros, macarras y maricones (sé que no todos son así pero esta es mi opinión general sobre los deportistas, a los que considero unos arribistas que por entretener a las pueriles masas creen merecer el nivel de vida de un genio exitoso, cuando solo son maestros de una versión sobrehumana de juegos infantiles, y gracias a Dios que ya no compiten desnudos como sus predecesores, sino “solo” semidesnudos). Yo desde luego me veo mil veces más como un mago sacerdotal persa antes que como un soldado-esclavo espartano, dignos precursores de los jenízaros turcos.
    Saludos y gracias a ti por la tuya.

    ResponderEliminar
  12. Hola Mr Windor. No hace falta que te disculpes, a mí no me importa que cada cual defienda sus ideas mientras me respete: si hay algo que valoro de los clásicos es la institución del foro. Creo que Roma se parece a Esparta en que gran parte de su fama se basa en mentiras creadas por historiadores afines: por ej en Iberia ya teníamos una cultura refinada, Tartessos (llamada Tarsis en la Biblia, donde se habla de “sus poderosas naves”, algo que, teniendo en cuenta que Israel estaba al otro lado del Mediterráneo no creo que unos salvajes chabolistas hubieran podido fletar), igualmente la metalurgia íbera con sus falcatas fue imposible de imitar para los romanos, de hecho Numancia estuvo a punto de convertirse en nuestro Teutoburgo particular: significativo que nosotros nos aliáramos con Cartago, y que Roma crease un desierto artificial para borrar de la Historia a aquellos por los que profesaban el odio que solo la envidia de lo inferior hacia los que son mejores puede inspirar. Los griegos, junto a otros pueblos ya comerciaban con Iberia, no necesitamos a los romanos para que hicieran de intermediarios. Respecto a Grecia, lo cierto es que hablar de grecolatinos equiparando a ambos pueblos es un insulto para los helenos: incluso militarmente Roma solo alcanzó la victoria por tener la suerte del Diablo, ya que fueron muchísimos pueblos, desde celtas hasta partos los que los derrotaron y declinaron (neciamente) dar jaque mate a la Puta (la Loba). Los primeros genios de Roma como ciudad ni siquiera fueron latinos, sino etruscos, un pueblo mucho mejor que los lobeznos. Los romanos en el fondo despreciaban el pensamiento griego, ya que temían “contaminarse” de su intelectualidad, pues no eran más que una panda de brutos venidos a más: prueba de ello es como tomaron el arte de la tragedia y lo transformaron en pantomima, ¿puede haber burla más cruel y reveladora de la calaña de sus perpetradores. Precisamente la basura que es nuestra base legal (comparemos nuestra constitución, o la de Francia con la los USA: no hay color), incluyendo el ius soli parte del Derecho Romano, lo cual no habla muy bien del mismo. Tú última frase solo puede sostenerse desde el más ciego romanticismo, pues si hubo un precedente de multiculturalismo, cosmopolitismo y decadencia en Europa ese fue Roma: incluso la misma idea de lo “oriental” es per se decadente es algo moderno, como le indico a Pedro los helenos parecían pensar todo lo contrario, y a pesar de sus fanfarronadas los más sabios de entre ellos se inclinaban ante la magia de “oriente” (lo entrecomillo porque desde mi punto de vista Occidente es una idea de Libertad más que un punto geográfico, y por esto lo cierto es que Persia tiene mucho más de occidental que Esparta o Roma, por ej, que son orientales en el sentido de tiranías). Entiendo que por motivos patrióticos un italiano sienta la necesidad de defender a la Loba, pero no que lo haga un íbero: para nosotros sería más lógico odiar a Roma.
    Saludos

    ResponderEliminar
  13. Pedro, ¿podrías enlazar ese blog? Es que la filosofía es uno de mis campos de interés. Lo que cuentas es interesante y tiene mucho sentido, ya que la tendencia totalitaria tiene una inercia natural a devorarse a sí misma: lo vemos en el Islam y en el progresismo, y tiene innumerables precedentes en fascismo y comunismo. Yo diría que ejemplo más puro de singularidad totalitaria sin límite es la de los jemeres rojos: Sorat, Lilith y los Asuras en su máximo esplendor y sin ningún principio de orden o márgenes. El problema con el ateísmo es que incluso si niegan la espiritualidad no pueden negar el instinto ritualista del hombre, de tal manera que al renegar de Dios se busca un ídolo. La pretendida “superioridad intelectual” atea es un espejismo creado por Hollywood, igual que los “superhombres” negros o la “tontura” de las rubias: la razón por la que ha calado tanto en la cultura moderna es porque la principal fuente de información de las masas es el cine y la TV, de hecho no es de extrañar que la alfabetización sea obligatoria porque sino las masas no tendrían interés en aprender a leer, lo cual es una inclinación de una minoría, una élite natural de genios. De hecho, la mayoría de la gente parece tratar de disimular su incapacidad para pensar con consignas tipo “ke ejtamoj eneh ziglo bentijunoh”, tras lo cual se quedan tan anchos, como si hubieran dicho una refutación incontestable y pertinente. Literalmente, raro es el día en que no tengo la sensación de estar rodeado por retrasados mentales, y cuando me dicen que esto es lo “normal”, la “inteligencia media”, me pregunto cómo pueden los antirracistas negar que los negros, cuyo IQ medio es de 70-80, son simios: si la “media” de las razas inteligentes me parece subnormalidad, la de las razas salvajes me parecerá subhumanidad lógicamente. Además en la manipulación psicológica los tiranos saben bien que a las masas no les importa la verdad, les importa satisfacer su vanidad, lujuria y demás bajos instintos: la estrategia del botín y el látigo es como se ha motivado a los ejércitos a lo largo de la Historia. Lo más divertido es cuando pierden el control de sus propios golems y estos acaban por destruirlos: justicia poética y es que el Infierno es un Abismo sin fondo, siempre se puede caer más bajo.
    Yo también soy muy escéptico hacia el globalismo: además de moralmente antibíblico, es un fracaso político-económico. Un aislacionismo razonable tiene una razón de ser en que cada pueblo, al igual que cada individuo necesita su espacio para no agonizar asfixiado, en parte por esto no me molestaría que se redujera la población mundial: hay demasiada gente, y hasta el aire se torna agobiante así. Y con la inevitable miseria en la que yacen muchos, la muerte sería un alivio para ellos, además de para los demás: por esto simpatizo con la eugenesia misántropa de Schopenhauer aunque deteste a Nietzsche.

    ResponderEliminar
  14. Bernard, AMÉN a esas citas bíblicas, hermano. Solo puntualizaría que en ocasiones se hace imprescindible negociar políticamente con los profanos para garantizar nuestros derechos, sin por ello dejarnos contaminar de su inmundicia pagana: al fin y al cabo, ¿qué es la diplomacia sino una mezcla de engaño y elocuencia, y qué es un buen negocio sino un trueque en el que cada parte tiene la satisfactoria sensación de haber estafado al otro? Mal pastor es quién pone a sus ovejas en peligro, y por esto mal pastor es quién subestima por arrogancia los dientes de los lobos, diciendo “no hay fauces que quiebren mi callado ni rompan mis verjas”: ¿cómo justificará ante Dios la sangre de aquellos que han confiado en él y han muerto por su imprudencia? Porque esto también es vanidad. También ocurre que hay casos dudosos, de hermanos caídos o posibles buenos hermanos perdidos entre las tinieblas, y ante esto mal pastor es aquel que predica burdamente sin distinguir quienes tienen potencial de buenas ovejas, pues igual que rehusar el cayado resulta en un festín para los lobos, emplearlo ciegamente resulta en la huída de las ovejas, que ven en su propia casa un Mal aún mayor que en el yermo, ¿habrá una mayor vergüenza para aquellos que se llamen a sí mismos “cristianos”? Por esto, la clave de una prédica sabia es saber distinguir cual es cual y que método es mejor para cada tipo de persona: si hay una madre de las mentiras esa es el dogma satánico de la igualdad, que ignora tanto debilidades como fortalezas en favor de un tiránico espejismo de mediocridad absoluta.
    ...
    En efecto, ese razonamiento es la excusa perfecta para que la juventud se entregue a los brazos del Mal sin sentir cargo de conciencia alguno: ¡Como si Dios no tuviera Sus ángeles o mensajeros, para tener que depender de la intermediación de sus enemigos! Los ángeles son una raza curiosa: pueden ser tremendamente nobles y hábiles pero también tremendamente tiránicos y mentirosos. Por algo sus descendientes mezclados encarnaron estos arquetipos en tiempos antiquísimos (me refiero al tema de los Grigori y sus hijos los sacerdotes-serpiente en Egipto, Sumeria o China). En cambio los hombres tienden a ser poco ambiciosos e inocentes pero también egoístas, preocupándose solo de aquellos que conocen o como mucho de su mismo linaje (hablo de los hombres primigenios, no de la “humanidad” actual que son en su mayoría subhumanos híbridos en medio de cuyo fango eventualmente florecen excepciones).
    Saludos

    ResponderEliminar
  15. En los primeros siglos del cristianismo, es verdad que muchos miles de personas, ya fuesen cultas o sencillas, eran conscientes de que estaban viviendo una transición transcendental. Muchos grandes hombres se convirtieron a la fe de Cristo, sus milagros eran propios de un gran avatar, diferentes a los que podía realizar Simón el Mago y Apolonio de Tiana. Por ejemplo, El emperador Severus y su esposa Julia Domna eran grandes admiradores de Apolonio de Tiana, y fue a petición de la emperatriz que Filóstrato escribiera la Vida de Apolonio y sobre los manuscritos que habían sido confiados a su cuidado. Una copia de esta obra, escrita en griego, se puede encontrar en la Biblioteca del Vaticano. Ninguna traducción Inglés apareció hasta el año 1809, y en castellano hasta mediados del siglo pasado (yo la tengo de la editorial Gredos) las similitudes de los milagros, y semejanza entre la vida de Jesús y la de Apolonio, yo la considero un disparate. Apolonio fue un mago, un taumaturgo capaz de realizar actos como tal. Cristo es la Deidad suprema de nuestro universo, Deidad dispuesta a sacrificarse y dar su vida por todos nosotros (hay que reconocer que este hecho sólo lo ha realizado Él, de ahí la gran confianza que inspira) desciende a los infiernos y se enfrenta al Príncipe del Mundo, liberando a los millones de seres humanos atrapados en el abismo. Ese agradecimiento de salvación lo tienen muchos seres humanos grabado en el recuerdo del corazón por eso tiene millones de seguidores humanos aunque sean muchos los que no pisen un templo.
    El mundo de hoy puede no ser consciente de esas similitudes, los milagros de Cristo y los milagros de Apolonio de Tiana. El mundo de los siglos II y III era muy consciente de ellos. La Iglesia de ese día estaba basando su afirmación de la divinidad de Jesús sobre los milagros que se dice que ha realizado. Pero Apolonio estaba realizando parecidos milagros ante sus propios ojos, y al mismo tiempo negarse a llamarlos milagros, alegando que son más que expresiones de la ley natural. Los "milagros" realizados por Apolonio causó gran consternación en la iglesia cristiana temprana.
    Apologistas cristianos de hoy en día argumentan. que a pesar de los milagros similares de Apolonio de Tiana, milagros, como resucitar a otros de entre los muertos, su ascensión después de su propia muerte etc.etc. jamás pudo realizar la expulsión de demonios. Cristo cuando se acercaba a un poblado los demonios desaparecían espantados.
    Otro punto es que Apolonio fue conocido por los emperadores y otras personas conocidas de su tiempo. Y después de haber viajado mucho por el mundo conocido, la gente en diversas regiones sabía de él en ese momento y tenían sus propias historias que contar de él. Filóstrato escribió la biografía de Apolonio sobre la base de los registros escritos por Damis, el compañero de Apolonio, y por lo tanto, un contemporáneo.
    Siempre a habido una gran controversia entre los escritos de la vida de Apolonio y los Evangelios, es como si los estertores del paganismo quisiesen luchar por subsistir y fuese Apolonio el responsable de ese renacimiento. Pero Cristo es el hijo de Dios y tiene una misión inmensa para con el hombre, y Apolonio sólo es un hombre, eso sí un hombre excepcional, pero al fin y al cabo un simle mortal como todos nosotros. El registro de la vida de Apolonio es, por el contrario, bastante completo. Fue escrito por Damis amigo personal y discípulo devoto de Apolonio, que era su compañero constante durante más de cincuenta años y que hizo un informe diario de todo lo que Apolonio hizo o dijo durante ese tiempo. Este registro se transcribió y se pone en forma de libro por Filóstrato uno de los más famosos historiadores de la época, y fue publicado en el año 210 - más de cien años antes de que aparecieran los Evangelios. Ese detalle es el único punto histórico a su favor.
    Bernard



    ResponderEliminar
  16. Bernard, gracias por tu interesante exposición. En esos tiempos las personas eran mucho más intuitivas respecto a lo sobrenatural: la modernidad presenta una visión progresiva de la humanidad, pero la realidad es regresivos: los antiguos no eran simios estúpidos sino gentes sabias y dotadas. Simón el Mago es interesante, porque si bien los mitos católicos (Dante) lo consideran un condenado, según el pasaje bíblico las cosas son muy diferentes: Simón no es reprendido por su taumaturgia como gustaría a los exotéricos, sino por mercadear con lo espiritual, en una situación análoga a cuando Jesús echó a los mercaderes del Templo: lo sacerdotal no debe contaminarse con lo mundano. Además Simón acata la reprimenda con humildad, demostrando ser un verdadero cristiano, pues un pagano no haría así ante un apóstol de Cristo. En efecto, Cristo es Dios y Su Magia no es comparable a nadie, la prueba definitiva es el sometimiento del Mal en el propio Abismo, y la facultad de sanar la Mácula del pecado: los detalles de Su crucifixión tienen mucho en común con el sacrificio ritual levita, podríamos decir que fue orquestada por Él mismo. Efectivamente, los templos se desgastan, pues son de piedra, pero la Fe en Cristo es Eterna, pues es como éter precioso, más excelsa que el icor de los ángeles.
    A un iniciado crístico esa afirmación no le preocupa, ya que la nomenclatura es superflua, ¿o no es Dios la Fuente de toda ley mística? La expulsión de demonios es un ejemplo de Divinidad, como también el que no necesitará una fórmula para ello (como en el caso de un exorcista humano): al ser Dios, le basta con ordenar y se cumple, igual que en el Génesis: ni el mismo Naas puede emular eso, pues el psi de la criatura tiene un límite, no ES por sí misma como Dios.
    Hmm, sin embargo Apolonio fue repudiado por paganos (le vetaron en Eleusis y Dominiciano le asesinó indirectamente por mago), y que yo sepa nunca habló en contra del cristianismo. No se le puede culpar porque después de muerto sus supuestos seguidores lo manipulen utilizándolo como signo de su causa anticristiana: si lo piensas bien es un ultraje para aquel a quién dicen venerar, ya que intentan hacerle cómplice de sus crímenes tácitamente. Respecto al tema de las fechas, realmente los Evangelios no fueron “escritos” a posteriori, sino más bien los evangelistas copilaron los escritos primigenios: esta diferencia es importantísima, ya que aunque un libro no se publique sino hasta mucho tiempo después eso no quiere decir que no exista previamente en la forma de manuscritos (no sería ni mucho menos un caso excepcional a este respecto). Además, en situaciones extremas un sabio con buena memoria puede ser mejor transmisor que un papiro, que fácilmente puede perderse o ser robado: así hacían los druidas celtas por ej.
    Saludos en Cristo
    PD: si te gustan estos temas te animo a comentar mis artículos, me los publica un amigo católico pero yo voy a mi aire y trato las cosas con un punto de vista personalísimo y esotérico: haz click en mi nick.

    ResponderEliminar
  17. Hola a todos, antes de seguir os pido disculpas por mi tardanza en atender el blog, fuerzas mayores me lo han impedido. Bernard, muchas gracias por las aportaciones tan interesantes que nos presentas, lo mismo digo para Aryan y Mister Windor todos los que opinan en este artículo. Bernard, la figura del exorcista era muy familiar en la sociedad pagana, Apolonio hizo muchos exorcismos, teólogos estudiosos e investigadores de la vida de Apolonio de Tiana como Solmsen (Philostratos) o Dodds (Paganismo y Cristianismo) o Baur (Apollonius) coinciden de que el filósofo era exorcista. También exisre una obra de Eusebio, llamada "Contra la vida de Apolonio de Filostrato" calificando a éste de charlatán y mago, y que tiene por socios para sus hechos a los malos espíritus. Sobre la vida de Apolonio se ha investigado mucho. Una obra muy conocida es, la de un tal Hierocles, que escribió un libro llamado "Los amantes de la verdad", cayendo en el error de calificar a Cristo de exorcista, situándole en el mismo nivel que Apolonio y Apuleyo, el exorcista es aquel que utiliza un ritual para expulsar demonios en el nombre de Dios. Cristo es Dios y no utilizaba ningún ritual, sólo con su presencia la oscuridad desapare y los inmundos se mantienen a distancia. Porfirio en su Tratado contra los Cristianos, menciona que la figura del exorcista es muy familiar y conocida, y admite los éxitos que los cristianos realizan en el nombre de Cristo, pero que según él no son nada comparables con los de Apolonio, pero todos insisten en el error de apreciación al contemplar la obra de Cristo como la de un vulgar taumaturgo o dentro de la perspectiva hebrea como un profeta más que trae la palabra de Dios, cuando pocos caen en la verdad de que no se le crucifica por ser un profeta, se le extermina porque se auto proclama hijo de Dios, algo inaudito para las mentes paganas y los llamados ateos.
    Saludos

    ResponderEliminar
  18. Hola Pedro, no hay nada que disculpar, pues todos tenemos nuestras circunstancias. De nada, ha sido agradable tener un hilo de debate sin conflictos, en un tono relajado: a veces puede parecer que yo disfruto peleando, pero la realidad es que más bien disfruto descargando la frustración que me provocan aquellos que rompen la paz que tanto anhela mi alma. Personalmente, soy escéptico respecto a los taumaturgos no en los exorcismos, que como bien dices se diferencian de Cristo en la necesidad de un ritual, sino más bien en las historias de resurrección y ascensión: me temo que eso es imposible de realizar activamente por la criatura, aunque pasivamente se dieron casos como el de Enoch o Elías: pero ellos no “ascendieron” por sí mismos, sino que fueron raptados por Dios, como los verdaderos cristianos según el Apocalipsis. Creo que estos relatos tienen una base real (posiblemente levitación tras un trance letárgico que simule muerte) pero exagerada por admiradores o interesados a posteriori. La diferencia entre Cristo y un mago humano o angélico, es semejante a la diferencia que habría entre la Música Encarnada y un compositor probado: esto explica por qué Cristo no necesitó un ritual para realizar Sus milagros. Creo que los cristianos cometeremos un error si nos obsesionamos con negar la magia pagana (es más, denota una absurda debilidad inconsciente al temer que la presencia de un poder enemigo baste para derrotarnos), puesto que en realidad su existencia no niega per se la Verdad Crística, por mucho que les pese a nuestros odiadores profesionales. Como dijo Sun Tzu, el verdadero arte está en vencer sin combatir, esto es, dejar que el dardo del enemigo, que tan infalible se cree, atraviese... el humo del espejismo en que ha basado su estrategia, y después postrarlo implacablemente ante nuestra Virtud. Porfirio fue, como Celso, un plumilla al servicio del status quo de la Loba, que veía en la idolatría pagana una excusa ideal para justificar la tiranía del emperador sobre su propio pueblo: Orígenes lo refuto punto por punto, e incluso aunque no se esté de acuerdo con él la devoción y resistencia que demuestra al castrarse (es muy fácil criticarlo desde la comodidad moderna, por personas que se desmayarían de tener que afligirse una herida similar... sin anestesia, sin garantías de que no fuera a infectarse, ect) le hacen en mi opinión muy superior a los charlatanes anticristianos. Cuando los paganos no pueden negar a Cristo, tratan de “neutralizarlo” reduciéndolo a una sombra de lo que es: el islam es otro ejemplo que lo reduce a un mero profeta, secundario de facto frente a su Mahoma. En efecto, la taumaturgia no era desconocida en el mundo antiguo (por esto me hace tanta gracia que los modernistas se crean el pináculo de la “evolución”) como para que Cristo destacara solo por eso: fue Su Divinidad, manifestada en el desprecio a lo mundano y en la rebelión kamikaze contra las “autoridades” indignas y corruptas como Roma, los fariseos o el sanedrín lo que les hizo matarlo con Su pleno conocimiento (Getsemaní), siendo los deicidas los peones que sirvieron para ejemplificar la maldad del mundo mientras al derramar la sangre del Ungido sin quebrantar los tabúes del sacrificio levítico (algo destacable ya que a los crucificados solían rompérseles los huesos... pero no a Jesús), culminó el cumplimiento de la promesa que hizo Dios a Eva: el Mal le hirió en el talón, pero Jesús (que no solo resucitó sino que sometió a los demonios en su propio reino durante los 3 días) le pisó la cabeza a Naas, señalando el comienzo del fin de la hegemonía pagana en el mundo. Siempre he dicho que la frontera que separa paganismo, ateísmo y satanismo es bastante difusa.
    Saludos

    ResponderEliminar
  19. Los que sabemos hoy de la religion cristiana” (los seguidores de cristo) no tiene nada que ver con lo que paso en esos dias. Y efectivamente es declarada y perseguida de diferentes maneras no por su mensaje de unidad (que es el discurso que manejamos actualmente), sino por la denuncia que hacian de los dioses impostores.
    Recordemos el discurso de Sofia y los Arcontes? Estos ultimos eran definidos como esíritus manvados de otros universos que llegaron a aprisionar el alma humana y alimentarse de este a traves del engaño, las guerras, el miedo y de las falsas
    religiones.
    Esto coincide mucho más con el por qué de la persecusion que la religión cristiana fue declarada: strana et illícita,(decreto senatorial del año 35), exitialis, perniciosa (Tácito), prava et immódica, malvada y desenfrenada (Plinio), nova et maléfica, (Suetonio), tenebrosa et lucífuga, tenebrosa y enemiga de la luz (del Octavius de Minucio).”
    Lo que se hizo fue cambiar el Cristianismo por el Paulismo y eso es lo que la gente confunde hoy en dia con Cristianismo. La verdad es dolorosa.
    Estamos en una especie de Loop de tiempo creado por estos “arcontes” y la cosa se repite y se repite… Y la gente vuelve a armar la bronca a los que ven la situacion en perspectiva y la nueva religion es mezclada con la vieja (New Age) de manera que el LOOP se refresque y tengamos el discurso del “AMOR” por otros 2000 años, cuando como el agua estancada comenzara a oler mal, por que no es un discurso que proviene del AMOR VERDADERO, sino de un sofisma de distraccion, que seniala a aquellos que tienen los ojos para ver (o mejor el olfato para oler) el grado de
    putrefaccion en el que estamos.

    Tal como los discursos de Libertad, que pretenden inculcar USA “la tierra de la libertad” y la verdad es que es el pais mas malvado del mundo. Desconfiad del uso generalizado y masivo de una palabra por que ahi donde se la usa de manera desenfrenada, es muy posible que se este viviendo todo lo contrario.

    Ya sabemos que en la tierra de la libertad bajo el discurso de ANTIODIO (Anti Hate Bill), que ya va para ley, se esta promoviendo una politica orwelliana de policia del pensamiento y prohibicion de la libertad de expresion?
    ELX15O51
    Saludos

    ResponderEliminar
  20. ELX15O51, considero tus apuntes muy pertinentes, la tesis del multiverso, interpretada en clave esotérica daría la refutación definitiva a la acusación cientifista de que “el Cielo no existe porque no hay nada especial más allá de las nubes”, lo cierto es que la expansión ad náuseam en el espacio es irrelevante (todavía la dimensión tiempo tiene más interés según el caso), y tomando en cuenta lo que en esoterismo se llaman “planos” todas las piezas del puzle encajan perfectamente: el Cielo está “arriba” en el sentido de más sutil, elevado y puro, no refiriéndose la Ascensión a un grosero viaje físico por el espacio sino a una trasposición mística, podría decirse que atravesar un espejo para pasar al “otro lado” se parece más a este tipo de viaje que no montar en una nave espacial, por mucho que les pese a los adalides de la reducción a la materia.
    En efecto, las acusaciones de los paganos reflejan más un odio instintivo racionalizado a posteriori que a la inversa: es lógico, ya que ellos llaman “Luz” a las Tinieblas porque las aman vilmente y es sabido que cuando la Verdadera Luz aparece las Tinieblas se disipan y las serpiente se esconden en sus agujeros siseando hiel ponzoñosa.
    Respecto al tema del Paulismo, conozco esa tesis pero en mi opinión no se sostiene, ya que si Jesús desenmascaró a Judas también debió haberlo hecho con Pablo si este hubiera albergado malas intenciones. Las manipulaciones escriturales son posteriores, en su mayor parte motivadas por el interés político de Constantino, Agustín y demás “entrañables” personajes. Por otra parte, teniendo en cuenta que la principal crítica popular hacia el clero es que no sean una especie de ONG me temo que los (sub)normales no son un buen patrón para medir este tipo de sutilezas, que están más allá de su simiesca comprensión.
    Esa idea del bucle temporal como artificio demoníaco explicaría los delirios de sapiencia de los reencarnacionistas. De todas formas bien se dice que el sabio aprende de la Historia, el tonto de la experiencia, y esto no sería posible si el +90% de la “humanidad” (incluyendo a los eurasiáticos) no tuviera la misma capacidad de razonamiento, intuición y reflexión que un simio parlante (al modo de un loro) punto arriba, punto abajo. Ya lo dice el Evangelio “son muchos los llamados, pero pocos los escogidos”: la mayoría de la gente ni quiere ni puede atender la llamada ya que son del mundo, esto es: son animales antropomorfos, llámales humanoides o subhumanos o sudras pero el significado viene a ser el mismo. No es que sean ignorantes, es que rechazan la sabiduría, no es que sean pecadores, es que rechazan la piedad: por esto son culpables y no víctimas, y lo demuestran sobradamente con sus vidas de maldad. Pero la paciencia de Dios no es eterna y ya está pronto el Día en el que la Copa de Su Ira se derramará sobre la Tierra, aniquilando al Mal para siempre mientras los verdaderos justos son Arrebatados como lo fue Enoc, y Elías y Dios mismo en la Persona de Jesús. Entonces seremos purificados, y Jesús nos sanará de la Mácula como sanó las enfermedades imponiendo Sus Manos, y el Pecado ya no nos tentará más ni sus cadenas tendrán poder alguno sobre nuestras voluntades, y comeremos del Fruto de la Vida y del Fruto Purificado del Conocimiento, y habitaremos eternamente en Salem, la Paz de Paradeisos. GLORIAM!

    ResponderEliminar
  21. Respecto a USA, cuidado... es cierto que hay una tremenda hipocresía pero los yanquis no son los únicos que están en el ajo (recordemos que los marxistas emplean continuamente la palabra “libertad” en su propaganda, cuando la Historia no ha conocido cosa más totalitaria que el comunismo). Por otro lado, a día de hoy la cuestión no es qué país es malvado, sino cual (si lo hay) no lo es de una manera u otra: que la maldad se exprese en varias formas y grados no niega que sea maldad.
    En realidad, lo de las “leyes de odio” es una zarandaja del marxismo cultural que nada tiene que ver per se con la cultura americana o el liberalcapitalismo, de hecho no es de extrañar que la generación de monopolios (anulación de la librecompetencia), la creación de castas funcionariales y financieras intocables (anulación de la iniciativa individual) y la ilegalización de las armas (anulación de la autodefensa) vayan de la mano con el auge del mundialismo, que no es simplemente colonización cultural yanqui sino algo mucho peor, otra cosa es que use el poder tecnológico y económico de los USA como usa el de China y demás superpotencias: al Mal no le importa quién sea su perro de presa mientras le sirva. Hoy día hay más de auténtico americano en una granja sureña “redneck” o en intelectuales disidentes como Snowden o Assange que en la judicatura, política, finanzas y grandes urbes del país. Resulta significativo que los neocons boicotearan la candidatura de Ron Paul (reconocido hace tiempo por uno de los implicados en su blog), así como el auge del Tea Party.
    Saludos

    ResponderEliminar
  22. Celso
    Pedro escribe un poco más.
    Un abrazo

    ResponderEliminar

En este blog no existe ningún tipo de censura en la libertad de opinión. Pero recuerda que el insulto no merece la pena y es poco elegante.
DUDH. Artículo 19.
Todo individuo tiene derecho a la libertad de opinión y de expresión; este derecho incluye el de no ser molestado a causa de sus opiniones, el de investigar y recibir informaciones y opiniones, y el de difundirlas, sin limitación de fronteras, por cualquier medio de expresión.